portfolio





Su taller en el pueblo de San Felipe Lago en Oaxaca, pleno de luz bordea la ladera de una montaña. Aquí, con ayuda de la nostalgia, las emociones y los recuerdos, busca el color difuso y las narrativas oníricas de sus obras.

TÉCNICA COTIDIANA
Llego muy temprano y empezamos a poner bases en el lienzo, a hacer una especie de encáustica, que son ceras, óleos, esmaltes. El proceso es ir poniendo capa tras capa hasta lograr un colchón muy fuerte de materia. Dejo secar eso durante semana y media, y regreso a trabajar para ir desgastando la pieza hasta lograr los colores que están en el inicio. Mis procesos en cuanto a los tiempos son muy ricos, dejar una pieza tres meses, después llegar y encima meterle todavía una cera, un color, un asfalto, la enriquece mucho más. Es un proceso muy complicado, como al revés, es ir buscando la pieza pero desde atrás, irla degradando, lastimando, imitando el proceso natural del tiempo. Nunca sé si ya está terminada, es muy difícil, es una de las preguntas más difíciles para el artista. Cuando descansas o la das por terminada, uno siente que la abandonas, no que la terminas. Dices: ya llévensela, porque yo podría seguir trabajando en la pieza otros tres años y no me voy a cansar nunca de sobarla, de maquillarla. Llega un momento en que las piezas se terminan, se van dando.

NOSTALGIA Y ARTE
Creo que la necesidad de pintar y dibujar surge de una necesidad de tristeza. Desde muy niño, cuando tenía problemas familiares, internos o personales, mi solución era crearme un desahogo muy fuerte en mis dibujos. Fui mal estudiante, muy disperso. Entonces me sentía tranquilo y sereno dibujando, sentía que era mi mundo. Siempre, hasta ahora, cuando estoy muy nervioso, así como hay personas que se paran a fumar, otras caminar, yo necesito tomar un lápiz, tomar una servilleta y comenzar a dibujar, sino me empiezo a desequilibrar. Mi pintura si es muy nostálgica, es muy siempre atrás, es de recuerdos. Y el proceso plástico también, el proceso de la pintura por la pintura, el momento exacto de pintar siempre es como un regreso.

EL RETO DE SER OAXAQUEÑO
Es muy difícil sobresalir en Oaxaca como artista, es un reto muy fuerte. A lo mejor posiblemente ser artista oaxaqueño y salir a otro estado donde no haya más artistas, llegas y te puedes visualizar más fácil en tu carrera plástica. Sobresalir en Oaxaca, es como un músico, aquí hay 20 mil músicos muy buenos todos; entonces me parece que una clave sería sobresalir primero en Oaxaca, tener como prueba la escena oaxaqueña del arte, porque hay muchos artistas, y sobresalir aquí te da la pauta para pasar a otro lado con el respeto que mereces como artista.

LA VIDA ES UN CUADRO
El arte tiene procesos muy parecidos a la vida. Es muy difícil terminar algo, es muy difícil perdonar, y olvidar, hay muchos procesos complicados y la pintura es eso. Venir y trabajarla, dejarla un rato, después que el ánimo me dé para seguirla trabajando.

LAS HORMIGAS DE RAMÓN LÓPEZ VELARDE Y LAS DE AMADOR MONTES
Estoy trabajando ahora el tema de la comida, y la veo desde un punto de vista erótico-romántico. La comida es un placer que entra por la boca. Y más en Oaxaca, en Oaxaca la comida se hace con las manos, la comida se hace con el sentimiento. Aquí nos comemos los colores, el amarillo, el negro, el rojo. He estado trabajando una serie de cuadros, porque mi mamá sólo vino al mundo a dar de comer, fue lo único y lo más hermoso que hizo: darnos de comer a a mis hermanos, a mi familia, a mis sobrinos, mis amigos. Ella no traspasó más allá de su cocina, para ella era un universo de placer darnos de comer. Para mí fue muy importante la pintura porque tiene que ver con esa sensación de tocar, de entender la pintura desde la parte romántica y erótica, y eso de verdad es un placer. Cocinar es como pintar, es un acto de amor, de emoción, es un acto sensitivo que a mí me encanta. En Oaxaca se hace una salsa de chicatana, que es una hormiga muy grande que sale cuando llueve y al otro día todos los caminos los ves llenos de hormigas rojas. La gente las guarda y hacen una salsa con esas hormigas, muy rica, muy exótica.






feature image